viernes, 29 de junio de 2018

Las deudas de Sebastián Piñera

Dice Sebastián Piñera que en 15 días presentará un plan para sacar a la Araucanía de la pobreza. Cuando vea las riquezas lo creeré. Yo fui uno de los que más optimismo tuvo al ver el triunfo de Piñera. Pero para ser sincero... debo confesar que después de meses en el poder no he visto ni más trabajo, ni más desarrollo social y mucho menos la implementación de una Reforma Sistema de Salud.
Recuerdo que el año pasado algunos amigos me decían: "la falta de empleos es por culpa de la Bachelet que ha ahuyentado a los inversionistas, pero cuando gane Piñera todo cambiará".
Aún espero por los cambios. Para trabajar en Chile no importa ni su Currículum ni su destreza para desempeñarse en un oficio, lo importante son sus influencias.
Un porcentaje importante de la población cree que la actual Administración no ha cumplido con sus promesas. Incluso se le ha visto al presidente elogiar a la trans Daniela Vega. Ya es casi un hecho la aprobación de la Ley de Identidad de género, la cual, para mayor escándalo de los evangélicos, incluye a los adolescentes de 14 años de edad.
Sebastián Piñera tiene grandes deudas con su electorado: primero, debe disminuir los altos índices de desempleo y dar un trato igualitario a todos los extranjeros que vienen huyendo de la pobreza y el totalitarismo. Y lo más importante: reformar el sistema de salud.
Chile tiene uno de los peores sistemas de salud del mundo, cruel e inhumano para con sus ciudadanos: costos elevados, pésimos profesionales: puedes llegar a un servicio de urgencia y ser atendido en 7 u 8 horas. Conozco a muchos pacientes que han  optado por irse de la sala de espera y automedicarse.
Imagínense que una consulta con un dentista puede costar hasta 70 dólares, en un país donde el salario mínimo es de unos 400 dólares. 
Habría que preguntarse por qué ni los socialistas han intervenido en un sistema de salud fallido: la respuesta puede estar en las familias e intereses que están detrás de la AFP e ISAPRE.
Cuando Sebastián Piñera habló de la ola de inmigrantes lo hizo con el eslogan "poner orden en la casa". Pienso que ese mismo orden debería ir en la dirección de garantizar una mayor calidad de vida de los propios ciudadanos chilenos".


No hay comentarios:

Publicar un comentario